Rafa Nadal, encantado con la reconciliación de sus padres


Pese a no estar pasando su mejor momento en las pistas de tenis, Rafa Nadal tiene motivos para sonreir. Y es que, según cuenta "Semana", sus padres han decidido darse otra oportunidad, tras la separación de dos años, que tanto afectó anímicamente al manacorí.

Ana María y Sebastián, ponían fin a 20 años de matrimonio en junio de 2009 y, en aquellos momentos, el tenista muy afectado aseguraba que "estaba deprimido, le faltaba entusiasmo. "Mis padres eran el pilar de mi vida y ese pilar se había desmoronado. En la superficie permanecía como un tenista autómata, pero el hombre dentro de él había perdido todo el amor por la vida".

Unos momentos duros que, al parecer, ya son pasado pues, las caprichosas flechas de Cupido han hecho posible que la familia vuelva a estar unida.

Comentarios