Los Príncipes destinan a fines sociales la herencia recibida del empresario menorquín


La Casa Real ha emitido un comunicado explicando las primeras inversiones realizadas con el dinero de la herencia recibida por los Príncipes de Asturias de parte del multimillonario empresario Juan Ignacio Balada Llabrés, fallecido el 18 de noviembre de 2009.

Según apunta la nota, el menorquín nombró herederos de la mitad de su patrimonio, a partes iguales, a Sus Altezas Reales y a los nietos de Sus Majestades los Reyes; dando encargo a los Príncipes de crear, con el otro cincuenta por ciento, una Fundación de interés general, lo que se llevó a efecto mediante la constitución de la Fundación Hesperia, de la que Don Felipe y Doña Letizia son los Presidentes de Honor.

Además, el próximo día 2 de marzo los Príncipes visitarán el próximo la Fundación para Personas Discapacitadas de la Isla de Menorca (FPDIM) con el objeto de materializar la entrega de 140.000 euros, que se destinarán a un proyecto de creación de empleo de jóvenes discapacitados.

"De esa manera, la isla de Menorca, de donde era natural el señor Balada, será la principal beneficiaria de los fondos de su herencia", afirma el texto.

Comentarios

  1. mira que bien! pues no les había dejado no sé cuantos millones de euros y van y donan 140.000! han donado una propinilla y el resto a la huchanca!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Quique Sánchez Flores: "Le dedico la Copa a mis cuatro hijos y a Patricia, su madre"

Detenido el «compi yogui» de la Reina Doña Letizia

El inesperado romance entre el arquitecto Joaquin Torres y Raúl Prieto, director de «Sálvame»